La Rebeldía de la Bondad

La imagen puede contener: una o varias personas, nube, cielo, naturaleza y exterior
Hace un par de días fui al cine a ver la película “Olé: el viaje de Ferdinand” y, como la mayoría de las películas de animación, me dejó reflexionando.
Vivimos en un mundo violento, agresivo y competitivo. Podemos verlo por todos lados… los bocinazos al que se demoró un segundo extra en partir cuando dieron luz verde, los empujones en el metro, las noticias que sólo muestran guerras, delincuencia, terrorismo y conflictos, los problemas entre compañeros de trabajo, entre amigos, entre familiares y parejas, la competitividad insana que dice que el de al lado debe caer para triunfar y que la única forma de triunfar es siendo agresivo…


Ferdinand (de la película que hablo) era un toro rebelde, un rebelde de verdad… no apoyaba la violencia que le enseñaron como correcta, no, él creía en la bondad y en el amor. Era tan rebelde frente a la agresividad que no temía arriesgar su vida por quienes amaba ni por quienes lo intentaban atacar. Su rebeldía no era la de destruir, su rebeldía era de construir nuevos puentes entre los seres, para que todos pudieran experimentar el amor. Y fue tan rebelde que incluso frente a quienes querían matarlo no atacó, sabiendo su tamaño y enorme poder, lo usó para amar y proteger.
Creo que todos deberíamos ser un poco más como el toro Ferdinand y esparcir la rebeldía de la bondad.


M. Francisca Latorre

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s